top of page
  • Foto del escritorjuan berdugo

Mochila para senderismo


Cuando realizamos largas caminatas por la montaña debemos prestar atención a la manera de distribuir el material que cargamos en la mochila. La colocación de los accesorios va a ser determinante para sentirnos cómodos a lo largo de tantos kilómetros. Como vemos en la infografía, el material debe guardar una jerarquía según su peso dentro de la mochila, ubicando los objetos más ligeros y pequeños en la parte superior y los más pesados y aparatosos en la zona inferior.

  • En la parte superior debemos colocar los objetos más ligeros y pequeños; y cuyo uso no sea muy frecuente. En los bolsillos laterales material esencial al que recurramos con frecuencia, asegurándonos que el peso está repartido de manera uniforme entre ambos costados.

  • En la zona media de la mochila debemos ubicar material más pesado como la comida o utensilios como linternas, cacerolas, botiquín, etc. Es importante que ningún objeto sea punzante, ya que es la zona de contacto con nuestra espalda.

  • En la zona media pero en la parte posterior colocaremos material algo más ligero aunque también voluminoso: algo de ropa, comida y otras herramientas más sencillas.

  • En la parte inferior ubicaremos objetos más grandes y blandos, como el saco de dormir, un plumas e incluso un calzado de repuesto.

El ajuste perfecto

Otro de los factores clave para sentirnos cómodos durante nuestras aventuras en la naturaleza es el ajuste que logremos con la mochila de senderismo que llevemos. A continuación te explicamos cómo conseguir ese ajuste perfecto para no sufrir dolores lumbares y mantener la comodidad durante toda nuestra jornada de montaña.



Crédito información e imágenes






Entradas Recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page